LA NATACIÓN
TuWeb
LA NATACIÓN
Álbum de Fotos
 
LA NATACIÓN


La natación es una actividad es una actividad física que consiste en mantenerse a flote en el agua y desplazarce en ella de un punto a otro. La humanidad la ha practicado desde sus orígenes. En las últimas décadas ha alcanzado en otros países una extraordinaria fusión, como simple ejercicio recreativo en playas y piscinas o desde el punto de vista médico.

No en vano figuraba ya entre los deportes incluidos en los primeros Juegos Olímpicos de la era moderna, que en 1986 organizó en Atenas el barón Pierre de Coubertin.

Considerado uno de los deportes más completos, la natación exige la ejercitación de todo el cuerpo, siendo además una actividad que puede llevarse a cabo desde edades muy tempranas.

Foto
Foto
Foto

INICIACIÓN Y APRENDIZAJE

No es extraño, por tanto, la capacidad que todos tenemos de movernos en el agua. Aprovechando esta capacidad, no es descabellado enseñar a nadar a bebés de pocos meses. Muchos padres se encargan por sí mismos de este aprendizaje, pero lo más habitual es que los niños y las niñas acudan a clases de natación desde muy pequeños.

En efecto, la práctica de la natación es un simple juego por el que los pequeños se sientan más atraídos a medida que se van adentrando en él. Ningún otro deporte se aprende tan fácilmente.... jugando.

Nadar es una de las actividades más indicadas para los años escolares. Fortalece los músculos y favorece el desarrollo corporal. En el ámbito de la motricidad gruesa, es decir, el control de los movimientos musculares es el mejor ejercicio para lograr una buena sincronización.

No obstante, sería erróneo pensar que a partir de cierta edad es tarde para aprender a nadar. Siempre que las condiciones físicas lo permitan, cualquier persona puede realizar este aprendizaje. !Aprender a nadar siempre es posible, y en cambio es algo que no se olvida jamás!
ESTILOS DE LA NATACIÓN
Existen numerosos o formos de nadar:

LIBRE O CRAWL:
Es el estilo más rápido. El cuerpo permanece boca abajo, estirado horizontalmente, lo más recto y lo más plano posible. El nadador mueve alternativamente los brazos hacia adelante, por encima de la superficie del agua, recogiédolo por debajo del agua hacia atrás, con los dedos de las manos bien juntos.

En el estilo libre o crawl la sincronización entre respiración y brazada ha de ser perfecta, puesto que de ello depende la mayor o menor fatiga del nadador. Al mismo tiempo, sube y baja alternativamente las piernas bajo el agua desde la cadera, procurando mantener un desplazamiento vertical.

ESPALDA:
Es similar al estilo libre o crawl, pero la posición del cuerpo es invertida, o sea, tendido de espaldas en el agua. Es muy importante mantener el cuerpo recto y horizontal, ya que flexionar las piernas y el tronco como para <<sentarse>> sobre el agua.
El estilo de espalda requiere una gran concentración y el ritmo viene dado por cada nadador.

El movimiento inicial se da con el brazo extendido paralelo al nadador y la cara de la mano hacia arriba. Se extiende por detrás del nadador, y una vez sumergido se dobla el codo hasta formar un ángulo de 90 grados mientras la mano pasa a la altura de la espalda. El brazo baja hasta la altura del muslo y, con una ligera rotación de la muñeca, sale a la superficie con la palma hacia arriba.

En este estilo el nadador mantiene la cabeza ligeramente levantada hacia adelante.

BRAZA:
Es el estilo menos rápido y uno de los más complicados. El nadador avanza con el cuerpo boca abajo y mantiene los brazos sumergidos debajo del agua.

En el estilo braza, considerado muy complicado y técnico, los brazos y las piernas son responsables de la propulsión.

Este movimiento debe ir sincronizado con el de las piernas, que también debajo del agua se aproximan a la parte superior del muslo. El movimiento inicial se da con los brazos y las piernas flexionados.

MARIPOSA:
Es un estilo de gran vistosidad, que surgió como una modalidad de la braza. Es el único estilo en que los dos brazos están fuera del agua al mismo tiempo. El nadador, con el cuerpo boca abajo, lanza los brazos extendidos hacia adelante y los va moviendo constantemente.

En este estilo mariposa, de gran belleza estética, el protagonismo radica en el aleteo de los brazos.

Todo esto exige al deportista una gran potencia física y una extraordinaria resistencia. El movimiento inicial consiste en una potente brazada con los dos brazos hacia atrás y hacia afuera por debajo del agua.
LA NATACIÓN DEPORTIVA
Sin embargo, como disciplina deportiva está sujeta a determinadas reglas.

La piscina reglamentaria, cubierta o al aire libre, tiene 50 metros de longitud por 20 metros de ancho, con una profundidad mínima de 1,80 metros.

Está dividida en 8 calles de 2,50 metros de ancho, separadas por una serie de cuerdas con flotadores, sujetas de extremo a extremo de la piscina.

La piscina de competición tiene una plataforma de salida situada entre 50 y 75 centímetros de la superficie del agua, con 10 grados de pendiente. Para las salidas en la modalidad de espalda cuenta con unas agarraderas colocadas entre 30 y 60 centímetros sobre el nivel del agua.

Durante las pruebas, el agua debe mantenerse a una temperatura mínima de 24 grados centígrados y no puede formar corrientes. Cada estilo tiene sus reglas para todos los movimientos.
NOCIONES TÉCNICAS Y TÁCTICAS BÁSICAS
La natación de competición es una disciplina muy técnica. Los aspectos tácticos no pueden separarse de la técnica. Sin embargo, todos presentan algunos aspectos comunes, especialmente en lo que respecta a las salidas, los virajes y las posiciones de la cabeza para respirar.

Salidas. Salvo en espalda, todos los estilos parten con un salto desde la plataforma. Es importante al saltar flexionar las piernas y los brazos en el punto adecuado, para lograr un buen impulso y conseguir que el cuerpo entre con fuerza en el agua.

Virajes. En las pruebas largas, cuando el nadador debe retornar la calle en sentido contrario, realiza un viraje. Es importante saber aprovechar la propia inercia al efectuar el giro, para no frenar el avance y perder velocidad.

Posición de la cabeza. Nunca debe mantenerse excesivamente levantada por encima de los hombros. Es fácil perder así el equilibrio y la posición del estilo. Al respirar los movimientos para tomar aire hande ser breves y frecuentes. Es importante coordinar la respiración con brazadas y los movimientos de las piernas.

ESCRÍBEME:
Me interesa tu opinión